Si tienes que viajar, hazlo pero de forma segura (II)

Hace unas semanas os dimos algunos consejos para que, en caso de que tuvierais que viajar, lo hicierais de forma segura, y hoy, desde Autocares Vidal, queremos completar la lista de consejos con otros dos que es posible que hayáis pasado por alto.

El primero de ellos es una buena y constante hidratación. Ir bebiendo de forma continuada a lo largo del viaje, y aunque no lo creáis, evita que se produzca el agotamiento, que suframos un golpe de calor o deshidratación.

A ser posible, el agua que consumamos ha de ser siempre mineral, algo que también deberíamos hacer una vez llegados a nuestros destino. Hay muchos lugares en los que no es recomendable beber agua del grifo y se han llegado a dar problemas intestinales por ello.

Por otra parte, y dada la situación actual, lavarse las manos de forma constante ayuda tanto en higiene como a prevenir enfermedades. Esto último es algo que también puede ocurrir debido a los parásitos si tomamos un baño de agua dulce, por lo que es conveniente evitarlos.

Hablemos ahora del peligro que suponen unos conocidos insectos: los mosquitos.

Puede que en España no sean realmente un problema, pero en otros lugares no ocurre lo mismo y es por ello por lo que debemos tener especial cuidado. Por ejemplo, para las personas autóctonas de Estados Unidos, los mosquitos comunes les resultan inofensivos, pero no es igual para los viajeros. A ellos les han llegado a causar reacciones alérgicas o indeseadas.

Es por eso que nuestro consejo es que, si es posible, se vista con ropa que no exponga la piel al aire libre. En los países tropicales, sin ir más lejos, esta medida se queda corta y esa es la razón por la que se usa un repelente de mosquitos de calidad, por no hablar de que se duerme con mosquiteras para evitar problemas graves.

No obstante, si debido al buen tiempo que comienza a hacer ahora, no puedes vestir ropa de manga y pata larga, recomendamos el uso de un buen antimosquitos y, en caso de que seáis alérgicos a sus picaduras, que viajéis siempre en compañía de un antihistamínico oral.

La seguridad en el transporte escolar

Son muchos los padres para los que es imposible llevar a los niños al colegio, y los servicios de transporte escolar son un apoyo fundamental para esta tarea diaria tan importante.
Y para esta labor, es vital que el Transporte Escolar esté regulado y controlado, para lo que ya existe una normativa específica.
La Dirección General de Tráfico regula esta normativa y son muy escasos los incidentes que se producen en esta materia, ganando los padres, monitores y profesores en tranquilidad.
Es importante recordar que cada niño tiene su asiento independiente, se acabó lo de compartir asiento; los autobuses que se destinen al transporte escolar no podrán superar los 16 años de antigüedad; es necesario que los autobuses escolares estén debidamente señalizados en las partes delantera y trasera, así como tener las inspecciones de ITV bien superados, de forma anual en los primeros cinco años y cada seis meses posteriormente.
De igual forma, el equipamiento más idóneo para un transporte escolar seguro es:
-Los asientos ubicados frente a espacios libres, deben tener una protección adicional.
-Las puertas sólo deberán ser accionadas por el conductor. El conductor debe estar aislado por una mampara.
-Cumplir con las tablas de edades de cara a la definir la necesidad de cada niño lleve cinturón de seguridad y, en su caso, cojines elevadores.
-Los autobuses deberán tener martillo rompecristalesbotiquín y extintores para actuar en caso de emergencia.